Publicado:
October 12, 2020

Cómo constituir tu startup en México

15 min de lectura

Cómo constituir tu startup en México

En este artículo te voy a contar todo –o casi todo– sobre cómo constituir tu startup en México. Empezamos por lo primero...

Ya validaste tu idea de negocio, estás listo para dejar tu chamba actual, dedicarte 100% a tu proyecto de emprendimiento, empezar a facturar y levantar tu primer ronda de capital... Pero no tienes idea de cómo hacerlo. No te preocupes, en este artículo te daremos el paso a paso.

Primero: quieres constituir una empresa para formalizar tu negocio, pero ¿cuál es el mejor vehículo jurídico para hacerlo? ¿Qué es una S.A., S.A.S., S. de R.L. o una S.A.P.I.? Bueno, si tu propósito es convertirte en una startup, planeas hacer varias rondas de inversión y otorgarle Stock Options a personas clave dentro de tu empresa—por ejemplo programadores, financieros, abogados, o algún otro tipo de consejero— tienes que constituir una Sociedad Anónima Promotora de Inversión de Capital Variable (S.A.P.I. de C.V.) ¿Por qué?

1. Los fondos de inversión te lo piden.

2. Existe una mayor flexibilidad en la compra y venta de acciones.

3. Una S.A.P.I  permite comprar sus propias acciones

4. Es la figura societaria más moderna en México.

¿Cómo me constituyo como S.A.P.I. de C.V.?

Para formalizar tu negocio en esta modalidad tienes que ir al notario y explicarle que quieres constituir una S.A.P.I. El notario te hará llenar un formulario.  Si tienes dudas –y lo más probable es que las tengas– lo tendrás que volver a contactar. Después pagas, agendas una cita para la firma y una semana después te inscriben en el Registro Público del Comercio. Por último, regresas a la notaría para recoger tu escritura junto con la inscripción.  Así es como tradicionalmente se crea una sociedad y el proceso dura aproximadamente entre dos y tres semanas y puede costar entre 15 y 20mil MXN.

Hoy en día, gracias a la tecnología, existen empresas como Tally que te facilitan el proceso. Después de crear tu cuenta y subir tus documentos desde la comodidad de tu casa, eliges tu forma de pago y agendas una cita para firmar el acta en la notaría. Ese mismo día te entregan tu Constitutiva de S.A.P.I., junto con una copia certificada y tu inscripción en el Registro Público de Comercio. El proceso entero te tomará más o menos 7 días y te costará alrededor de 13 mil MXN. Ahorras tiempo y dinero,  además de que tienes una mejor experiencia de usuario.

Por otro lado, saldrás de la notaría con unos estatutos sociales que están perfectamente pensados para tu startup. Incluyen cláusulas especiales como Drag Along, Tag Along y Right of First Refusal que son requeridas para cuando necesites levantar capital en algún fondo de inversión.

Con tu constitutiva en mano, vas al SAT (nosotros te agendamos la cita), te das de alta en Hacienda como persona moral para facturar y recibes tu firma electrónica (FIEL).

Con tu registro fiscal, estarás listo para abrir tu cuenta bancaria. Recomendamos que elijas un banco que tenga buenas aplicaciones digitales, por ejemplo Oyster o Delt.ai.

Ahora sí, ¡estás listo para despegar!

Una vez que constituyes tu empresa, ¿qué sigue?

Qué son los estatutos sociales

Los estatutos sociales se conocen como las reglas del juego entre los accionistas y ahí se redactan las reglas claves de la nueva empresa como por ejemplo: a qué se va a dedicar la empresa, quiénes son los socios y qué porcentaje tendrá cada uno y muchas otras. Vamos a platicar de algunas cláusulas clave que deberán tener tus estatutos si tu objetivo es levantar dinero de inversionistas.

TAG ALONG —Derecho de Venta Conjunta.

Este mecanismo está diseñado para los socios minoritarios. Tiene como finalidad que en el momento en que exista una oferta de compra por las acciones de algún otro socio, estos pueden ejercer este derecho para adherirse a la venta bajo los mismos términos y condiciones y si el comprador no acepta la compra conjunta, esta no podrá llevarse a cabo.

En este sentido, es obligación del socio al que le hicieron la oferta comunicarle a los demás accionistas sobre la intención de compra por algún tercero, así como las condiciones de venta.

De esta forma los accionistas minoritarios no quedarán en condiciones desfavorables al momento de realizarse una transacción.

DRAG ALONG —Derecho de Venta Forzosa.

Este mecanismo está diseñado para los accionistas mayoritarios o accionistas preferentes. Si alguno de ellos recibiera alguna oferta de compra por la totalidad de las acciones, este puede obligar a los demás accionistas –sin importar que sean los fundadores– a vender su parte, bajo los mismos términos y condiciones de venta.

Este derecho lo utilizan los fondos de inversión cuando quieren generar un evento de liquidez, toda vez que su propósito es aumentar el capital invertido, más que conservar la empresa a largo plazo. Por lo que si tu propósito es conservar tu empresa, a lo mejor quisieras considerar otra forma de inversión antes de acercarte a un fondo de capital privado.

RIGHT OF FIRST REFUSAL —Derecho de Adquisición Preferente.

Por último, tenemos el Derecho de Adquisición Preferente. Todos los socios gozan de este derecho, el cual funciona cuando una de las partes quiere enajenar sus acciones. Primero deberá notificar a los demás accionistas por si alguno de estos quisiera adquirirlas. En caso de que ningún accionista ejerza este derecho, se entenderá que no desean adquirirlas y el vendedor podrá realizar la venta con un tercero.

Los demás accionistas podrán ejercer su derecho de venta conjunta y adherirse a la operación, o si el accionista vendedor tiene el derecho de venta forzosa, podrá obligar a todos los demás accionistas a vender sus acciones bajo los mismos términos.

Qué es una Nota Convertible

Ahora que ya sabes cómo constituir tu empresa y qué importancia tienen los Estatutos sociales, es hora de empezar a pensar en uno de los temas más importantes y más difíciles: financiamiento.

Tal vez ya has escuchado esto, pero te cuento que una de las mejores maneras de levantar tu Ronda de Capital Semilla (Seed Round) es a través de una Nota Convertible. Te voy a explicar ahora cómo funciona una Nota Convertible, cuáles son sus características principales y en qué momento es oportuno levantar capital a través de este vehículo. 

¿Qué es una Nota Convertible?

Las Notas Convertibles son instrumentos de deuda, que como lo dice su nombre, se “convierten” en equity después de un plazo pactado. 

La pregunta que como lector te debes de estar haciendo es: ¿por qué conviene hacer una Nota Convertible en vez de vender acciones a los inversionistas?

Excelente pregunta querido lector. Las Notas Convertibles sirven en etapas muy tempranas cuando valuar la empresa es muy difícil debido a que apenas está en desarrollo o se lanzó un MVP (Minimum Viable Product). Tanto el inversionista como el emprendedor pactan que a través de un instrumento (Nota Convertible) el inversionista se obliga a “prestar” al emprendedor cierta cantidad a cambio de una participación en la empresa.

Hay cuatro términos fundamentales para tomar en cuenta a la hora de hacer una Nota Convertible: plazo de vencimiento, tasa de interés, tasa de descuento y Valuation Cap.

Es importante entender que ni el emprendedor, ni el inversionista saben en ese momento qué porcentaje de la empresa va a tener a cambio del dinero, esto se sabrá hasta el plazo de vencimiento o un evento de liquidez. 

Todas las Notas Convertibles tienen un plazo de vencimiento (generalmente es de 18 meses), esto quiere decir que la valuación se aplaza al mes 18 y en ese momento se convierte la deuda en equity y se le entregan al inversionista acciones de la empresa. 

Algunas veces no se llega al plazo pactado porque hay un evento de liquidez antes de esa fecha, por ejemplo, levantaste la Serie A. 

Todo esto parece complicado, pero lo entenderás en este ejemplo real (cambiamos los nombres de las empresas).

Adrián Fuentes es un emprendedor que fundó una empresa de Insurtech en 2018, pero necesitaba levantar capital para poder construir el MVP de su empresa. Para ello buscó Ángeles Inversionistas entre sus familiares y amigos. Adrián logró convencer a 4 conocidos de que invirtieran $250k cada uno. El problema llegó al ponerse de acuerdo en la valuación de la empresa, Adrián quería ceder (máximo) el 20% de su empresa a cambio de $2M. Esto quiere decir que Adrián estaba valuando su empresa en $10M de pesos (pre-money). Por el otro lado, los Inversionistas aunque confiaban en Adrián y en su idea, no pensaban que esa valuación fuera acertada. Como solución, Adrián propuso firmar una Nota Convertible con los siguientes términos:

Inversión: $2M

Valuation Cap: $30M

Tasa de Interes: 0%

Tasa de Descuento: 20%

Vencimiento: 18 meses

A 14 meses de maduración de la Nota Convertible, Adrián empezó a tener clientes y tracción con sus productos innovadores por lo que logró cerrar una ronda de inversión Serie A con un VC (Venture Capital) de $5M a una valuación de $25M (pre-money). ¡Enhorabuena Adrián!


Ahora viene lo interesante: aún cuando no habían pasado los 18 meses de maduración de la Nota Convertible, hubo un evento de liquidez en el mes 14 por lo que en ese momento se debe convertir en equity.

La pregunta del millón: ¿qué porcentaje de su empresa cedió Adrián a sus primeros inversionistas?

Para poder convertir la Nota Convertible, debemos seguir estos pasos:


  1. Valuación. Primero debemos valuar la empresa, en el caso de Adrián el Fondo VC ya nos hizo favor de valuar la empresa en $25M.
  2. Valuation Cap. Verificar que la valuación no sea mayor al Valuation Cap. En este caso no afecta. Por ejemplo, si el Fondo de VC hubiera valuado la empresa en $50M, entonces utilizaríamos el Valuation Cap de $30M para convertir la Nota.
  3. Tasa de Descuento. La Nota tiene una tasa de descuento de 20%. Esto quiere decir que los tenedores de la Nota (los amigos de Adrián) tendrán un descuento del 20% de la valuación. Es decir, en vez de convertir su dinero en acciones a una valuación de $25M, convertirán a una valuación de $20M.
  4. Participación Accionaria. Con los datos anteriores podemos calcular qué porcentaje de la empresa va a tener cada uno de los involucrados. En el caso concreto, los inversionistas convierten su “préstamo” de $2M a acciones de la empresa a una valuación de $20M, por lo que los inversionistas son dueños del %10 de la empresa


Ahora ya eres un experto en las Notas Convertibles, un instrumento muy valioso para los emprendedores. 

Sabemos lo complicado que es llevar la administración de participación accionaria en tu empresa. Por eso nos dimos a la tarea de construir la mejor plataforma que brinde certeza y seguridad a quienes buscan invertir en empresas privadas. Conviértete en unos de los primeros en utilizar nuestra plataforma de Administración de Participaión Accionaria.

Qué es un acuerdo Vesting

¿Qué es un acuerdo Vesting y cómo lo puedo usar dentro de mi empresa o negocio?

Ahora que lo sabes todo sobre constitución y Nota Convertible, es hora de hablar de otra maravilla legal para startups: el vesting.

Un vesting son los términos y condiciones para ganar un activo, es este caso acciones, ya sea para cofundadores o empleados. Es generalmente usado como un incentivo para que te quedes dentro de la compañía y mejores tu productividad.

Vesting para Cofundadores

En primer lugar vamos hablar sobre un acuerdo Vesting para cofundadores. Este por lo general se pacta en un acuerdo de socios y sirve para proteger a cualquiera de ellos, en caso de que alguno abandone el proyecto y se vaya de la empresa, supongamos que para hacer una maestría, empezar un nuevo negocio, o porque consiguió otro trabajo. Sería injusto para los otros fundadores que este se quedara con el total de sus acciones, mientras los otros hacen todo el trabajo. Es por esto que a través de un acuerdo de socios se puede pactar un Vesting en el que se le liberen acciones,después de cumplir con cierto tiempo trabajando en la empresa. Por lo general se pacta de la siguiente forma:

  1. Transcurrido el primer año: 25% del total de sus acciones.
  2. A partir del segundo año: 50% del total de sus acciones.
  3. A partir del tercer año: 75% del total de sus acciones.
  4. A partir del cuarto año: 100% del total de sus acciones.

Cada empresa escoge la forma de realizar su vesting. Lo anterior sólo es un ejemplo, pero la finalidad es la misma, liberar acciones solo a las personas que se lo merecen y están comprometidas con la visión y el proyecto que se está creando.

Vesting para empleados

Para los empleados clave, funciona diferente. Con ellos se crea un compromiso en el cual, si los empleados cumplen con cierto tiempo laborando dentro de la compañía y cumplen sus objetivos (el Vesting), se les otorga el derecho de convertir opciones en acciones a un precio pactado anteriormente, es decir, el precio es sobre una valuación inicial a la que entran los empleados a la compañía y estos ejercen este derecho cuando ya existe una valuación posterior. Por ejemplo, ya se está realizando un levantamiento de capital, supongamos que es una ronda “Serie A”, por lo que al cumplir con el primer periodo de vesting, se liberan las primeras acciones y estos pueden adquirirlas al precio inicial y retenerlas a un valor mayor, el de la valuación del levantamiento de capital, generando buena utilidad.

Asimismo, el empleado puede decidir no retener las acciones y optar por que se le liquiden las que ya tiene liberadas, esto es una forma rápida de generar liquidez. Por lo que su ingreso será la diferencia entre el valor inicial de sus opciones con el del nuevo valor de las acciones al momento de la transacción. Las opciones convertibles son un excelente incentivo para que los empleados vean que su tiempo y esfuerzo han sido remunerados y un incentivo para que continúen esforzándose en crecer la startup, pues entre mayor valor tenga esta, mayor valor tendrán sus opciones.

En este sentido, existen diferente formas de pactar un vesting. Te presentamos 3 formas de realizarlo:

Vesting basado en el tiempo

Este tipo es el más básico y se pacta para que después de cierto tiempo laborando en la empresa se crea el derecho de convertir esas opciones en acciones. Por lo general se pacta mínimo un año para que se libere el primer paquete de acciones y de ahí en adelante, las demás se pueden ir liberando mensualmente, trimestralmente o como lo decida pactar cada empresa.

Ahora, es importante saber que si se ofrece otorgar un nuevo paquete de opciones convertibles estas tienen sus propios términos y condiciones de tiempo por lo que estas no se liberan junto con las opciones iniciales.

Vesting basado en proyectos u objetivos

Como su nombre lo dice, este Vesting se pacta, a efecto de que se liberen las opciones convertibles, después de realizar cierto proyecto o llegar a cierta meta o objetivo.

Vesting combinado o híbrido

Este es una combinación de los dos anteriores, se pacta para que no solo tengas que cumplir el tiempo solicitado, sino que también cumplas con ciertas metas o objetivos dentro de la organización para que tengas derecho a tus opciones.

En caso de que la persona abandone el proyecto o la empresa, todas las opciones que no se convirtieron en acciones, regresan automáticamente a tesorería o al pool de acciones para ser convertidas por alguien más.

Aumentos de Capital

Ya hablamos de constituir empresas, hacer Notas Convertibles y Vestings como formas de financiamiento y organización interna de tu empresa... ¡Ahora hablemos sobre cómo aumentar el capital de tu empresa!

¿Cuál es la forma correcta de realizar un Aumento de Capital?

Lo primero que debes considerar al realizar un aumento de capital es que la estructura accionaria de tu empresa va a cambiar. Es por esto que muchas empresas y abogados manejan sus tablas de capitalización en formatos tipo Excel, porque es más fácil agregar nuevos supuestos y simular nuevos porcentajes accionarios. Claro, si la operación es sencilla. El problema empieza cuando hay que agregar notas convertibles, primas por suscripción de acciones, acuerdos vesting, opciones convertibles para personas clave, etc.

¿Qué sigue?

Bueno, supongamos que ya tienes los nuevos porcentajes accionarios y una tabla de capitalización perfectamente hecha. Ahora tienes que solicitar a tu abogado que te ayude a redactar un contrato de compraventa de acciones o un instrumento convertible. Además, tendrá que redactar las actas de asamblea, registrar las operaciones en los libros correspondientes —libro de actas, de variaciones de capital y de registro de accionistas— y por último emitir los títulos accionarios. 

Esto le tomará aproximadamente entre 6 y 8 horas. Teniendo en consideración que un abogado te cobra por hora, al final acabarás pagando una buena cantidad de dinero por cada aumento y por tener tus tablas de capitalización al día.

Por lo mismo, muchas empresas tienen un desorden con todos sus temas corporativos, ya que es caro, complicado y al final los únicos afectados son los socios, los cuales muchas veces no tienen ni siquiera sus títulos accionarios.

Pero, ¿qué pasaría si te dijera que ya existen formas más fáciles de tener el control de la participación accionaria de tu empresa?

Tally Legal es la primera plataforma en México que te ayuda a realizar aumentos y disminuciones de capital, hacer simulaciones y seguimiento de tus tablas de capitalización, te proporciona templates para contratos e instrumentos convertibles y actas de asamblea, además te permite emitir títulos accionarios de forma digital con firma electrónica avanzada. Esto te quitará muchos dolores de cabeza y le dará certeza y seguridad a tus accionistas.

No sólo ahorrarás tiempo y dinero.

Tendrás mucha más claridad del valor accionario de tu empresa, la distribución del capital social y los derechos y obligaciones de tus socios. Podrás dar seguimiento a tus notas convertibles o acuerdos vesting, obligaciones futuras como opciones, y por fin, no tendrás que guardar tus títulos accionarios bajo el colchón.

La tecnología está cambiando la forma de hacer negocios y lo que sirvió en su momento ya no aplica para la realidad de hoy. Únete a Tally y transformemos la forma de llevar la participación accionaria en México.

El cambio de paradigma ya empezó.



La montaña se sube en equipo, ¡únete a la mejor comunidad de emprendedores en México!


Con está guía tienes muchísima información para arrancar tu vida como emprendedor. Si tienes cualquier duda, recuerda que ya formas parte de la comunidad más grande de emprendedores en América Latina. Agenda una llamada con uno de nuestros abogados y obtén una asesoría gratuita sobre cuestiones legales para emprendedores.


Sigue aprendiendo